tesorosmarinos.com.

tesorosmarinos.com.

Métodos de búsqueda en aguas turbias o con poca visibilidad

Introducción:

Sumergirse en aguas claras y cristalinas puede ser una experiencia fascinante para los buceadores. Sin embargo, a menudo nos encontramos con situaciones en las que la visibilidad en el agua es muy pobre debido a causas naturales como turbidez, corrientes, mareas, o incluso por la presencia de objetos sumergidos. En estas circunstancias, encontrar objetos perdidos, artefactos o restos arqueológicos podría ser difícil. Es por eso que es vital para los buceadores, tener un conocimiento profundo sobre los métodos de búsqueda en aguas turbias o con poca visibilidad.

Factores que afectan la visibilidad:

Antes de sumergirnos en los diferentes métodos de búsqueda en aguas turbias, es importantes comprender qué factores pueden afectar la visibilidad en el agua. Uno de los principales factores es la turbidez, causada por la cantidad de partículas en suspensión en el agua que impiden la transmisión de la luz, lo que resulta en una disminución de la claridad y visibilidad. También, las corrientes y las mareas pueden traer sedimentos y partículas suspendidas en el agua. Además, la cantidad de luz en el agua puede ser limitada en función de la profundidad o el momento del día en que se esté buceando.

Luz y visibilidad:

La luz es crucial para la visibilidad en el agua, por lo tanto, es importante comprender cómo funciona la luz bajo el agua. La luz solar se descompone en diferentes colores cuando entra en el agua, y cuanto más profundo se llegue, menos colores penetrarán en el agua. La luz roja es la primera en ser absorbida, seguida de la naranja, amarilla, verde y azul. Como resultado, la mayoría de los objetos bajo el agua aparecerán en diferentes tonos de azul y verde. Los buceadores pueden utilizar la luz artificial para iluminar y mejorar la visibilidad bajo el agua.

Métodos de búsqueda en aguas turbias:

Búsqueda por cuadrícula:

Este método consiste en dividir el área de búsqueda en secciones, similares a una cuadrícula. Los buceadores pueden usar una línea de referencia para mantenerse en la sección asignada y tocar el fondo con una varilla de búsqueda para obtener una idea de la topografía submarina. La búsqueda debe ser minuciosa, comenzando en el centro de la cuadrícula y moviéndose lentamente hacia afuera, realizando barridos repetidos de la sección asignada. Este método es ideal para áreas grandes y planas, ya que es fácil de controlar y limita el área de búsqueda.

Búsqueda en línea:

Este método es más adecuado para áreas pequeñas y objetos específicos. Los buceadores deben trabajar juntos en línea, manteniendo una distancia afín, mientras buscan en la misma dirección y a la misma velocidad, la búsqueda será más efectiva a contracorriente. Una luz bien posicionada puede mejorar la visibilidad durante la búsqueda. Debe haber una conexión constante de comunicación entre los buceadores para evitar tangos en el equipo de buceo.

Búsqueda en espiral:

La búsqueda en espiral se utiliza para objeto pequeños en áreas más grandes y se utiliza para delimitar objetos perdidos. Este método consiste en comenzar en un punto central y seguir una trayectoria en espiral hacia afuera, utilizando marcas de orientación en línea recta. Mientras que el buzo se mueve hacia afuera, sin perder referencias, al encontrar algún objeto, debe marcar su posición y comenzar una nueva espiral desde allí.

Sondeo acústico:

El sondeo acústico utiliza ondas sonoras para crear una imagen de los objetos debajo del agua. El equipo de sondeo se instala en un bote y se arrastra sobre el área de búsqueda. Los objetos debajo del agua reflejan las ondas sonoras y crean una imagen en la pantalla del equipo de sonido. Este método es útil cuando no es posible ver el fondo del mar o para áreas grandes y profundas.

Búsqueda a ciegas:

Si no hay otra opción, se puede realizar una búsqueda a ciegas. Utilizando la varilla de buceo para arrastrarse por el fondo del mar, buscando cualquier objeto o cambio en la topografía. Sin embargo, debido a que es muy difícil encontrar objetos en aguas turbias con este método es el menos recomendable, suele ser usado para delimitar o para detectar irregularidades.

Conclusión:

Buscar objetos perdidos en aguas turbias puede ser un desafío, pero con el uso de los métodos de búsqueda adecuados, los buceadores pueden optimizar su tiempo y esfuerzo para encontrar objetos sumergidos. La búsqueda por cuadrícula, la búsqueda en línea, la búsqueda en espiral, el sondeo acústico y la búsqueda a ciegas son técnicas útiles que se pueden utilizar en función de la situación. Sin embargo, es importante recordar que la seguridad es lo primero, los buceadores deben evaluar cuidadosamente las condiciones del agua y estar equipados adecuadamente antes de sumergirse.